*


De Coldplay a Pearl Jam: los conciertos que se negocian para traer a Chile en 2011

Por Biut y Agencias

Hora de abrir el naipe, arrojar las cartas sobre la mesa y apuntar solo a las ganadoras. Por estos días, las productoras de conciertos del país ordenan fechas y ajustan detalles en torno a la cartelera musical de todo 2011. Ya hay 31 conciertos internacionales oficializados -comenzando el 6 de enero con la presentación del multiinstrumentista Mayer Hawthorne, en el Teatro La Cúpula- y la próxima temporada se espera replicar lo que este año fue costumbre: una oferta apabullante de recitales que cubre casi todos los paladares.

Con un trozo importante del primer semestre ya casi cerrado y dominado por números de fuste -Shakira, U2, Iron Maiden, Ozzy Osbourne y la posible confirmación de Paul McCartney para abril-, las cartas apuntan a dos instancias: la versión local del festival Lollapalooza y la conformación de la parrilla del segundo semestre.

El evento, que se hará el 2 y 3 de abril en la elipse del Parque O’Higgins, aún no anuncia su cartel definitivo. Sus organizadores ya definieron que el line-up de la cita -que replica la marca del festival más importante de Estados Unidos- se oficializará entre el 10 y el 20 de enero. Tal como en su edición original, el cartel se difundirá en un solo anuncio, sin información parcelada.

Por estos días también se determinó que los invitados serán 60 y que habrá 20 créditos locales. Además, la cita empezará el mediodía y se espera que el número estelar no salga después de las 22 horas. Los encargados llevan meses negociando con casi una centena de nombres, entre los que destacan ilustres como Soundgarden, Foo Fighters, Blur o Wilco.

La participación de los grupos convocados dependerá de sus giras y del ajuste de fechas con otras plazas regionales. Una de las piezas clave ha sido Perry Farrell, líder de Jane’s Addiction y mentor de Lollapalooza, que también ha impulsado contactos para traer a Sudamérica a bandas que ya pasaron por la versión norteamericana del evento.

Mirando a Río

La cartelera de la segunda parte del año también dependerá de un festival. Hoy son varios los productores que siguen de cerca los pasos del festival Rock in Rio en Brasil, que se hará los días 23, 24, 25 y 30 de septiembre, y 1 y 2 de octubre.
El espectáculo será una suerte de faro que abastecerá con nombres a la cartelera del vecindario. Entre los ya confirmados para Río de Janeiro, tres productoras chilenas han lanzado ofertas y comprometido de manera preliminar la visita de Coldplay, Red Hot Chili Peppers y Slipknot. Todos vendrían en la primera quincena de octubre.

En el caso de Coldplay, que acaban de lanzar el single navideño Christmas Lights, se estima que pasen por Lima y Santiago, plazas que no consideraron en el verano de este año, debido a la falta de recintos apropiados (solo pasaron por Argentina, Colombia y Brasil).

Por otro lado, a mediados de este mes, John Kiedis, el padre del vocalista de los Chili Peppers, Anthony Kiedis, publicó en su Facebook un diálogo que delató los planes de la agrupación: “Anthony y Everly (hijo del cantante) pasaron unos días conmigo celebrando mi cumpleaños. Para los sudamericanos, Anthony mencionó que, entre otros conciertos, tocarán en Colombia, Perú y Brasil”.

Otra agrupación que cuenta con altas posibilidades de integrar Rock in Rio es Arcade Fire. Según ha informado la prensa brasileña, una de las bandas más aclamadas de este año estaría cerca de firmar su paso por la cita, lo que también facilitaría una presentación en Chile. De hecho, una productora reconoce manejar su posible arribo para octubre. Finalmente, Metallica también oficializó su paso por Rock in Rio y el asunto ha abierto el apetito de productores locales por otro costado: como su última visita continental fue reciente (en enero pasado), la idea es repetir el tour The Big 4 que este año los vio girar en Europa junto a Slayer, Megadeth y Anthrax, los otros gigantes del thrash metal. La posibilidad no es descabellada, ya que la visita de Slayer también está considerada para 2011.

Cierre de año

Tal como en 2010, octubre y noviembre del próximo año asoman como meses de actividad febril. Uno de los nombres más importantes que se negocia es el de Pearl Jam. Hay dos productoras interesadas en su visita y se manejan varios escenarios para su retorno, luego de la memorable dupleta de conciertos que dieron en 2005. Como esa vez totalizaron cerca de 50 mil personas, el plan es realizar varias presentaciones en Movistar Arena o llevarlos a un estadio de alta convocatoria. La vuelta a Santiago de los hombres de Jeremy -que este 17 de enero editan un álbum en vivo- se analiza desde principios de 2010. Aunque precisamente la agrupación ha anunciado que regresará a la ruta a mediados del próximo año, su vocalista, Eddie Vedder, girará por Australia en marzo.

Para la misma fecha está en la mira otro regreso para la reverencia melómana: el ex Pink Floyd Roger Waters traerá a Sudamérica a fines de 2011 el espectáculo que revive el disco The Wall.

Dos cantantes en plan solista para el verano

La buena nueva vino desde Argentina. La próxima temporada veraniega tendrá a dos de las voces más reconocidas del pop europeo del último tiempo paseando por la región: el vocalista de Franz Ferdinand, Alex Kapranos, y el ex cantante y líder de The Verve, Richard Ashcroft.

Ambos ya confirmaron su paso por Argentina para liderar fiestas organizadas en balnearios por una marca de telefonía movil. Y, como otra coincidencia, ambos vienen en formatos muy distintos a sus propuestas originales: Kapranos oficiará de DJ en una fiesta que habrá en Mar del Plata el próximo 27 de enero, mientras que Ashcroft se presentará en formato acústico para un evento que habrá en Pinamar el 4 de febrero.

Una productora local cierra los últimos detalles para que pasen por Chile durante esas mismas fechas. Ambos se presentarán fuera de Santiago. También se analiza si estarán en una cita privada organizada por alguna empresa o en un espectáculo abierto a todo público.

Amy Winehouse no quiso venir

Casi todos los que pasan por Brasil extienden su viaje. Pero hay excepciones: Amy Winehouse hará cuatro fechas en ese país en enero. Aunque una productora local le propuso venir a Chile y hasta le envió un presupuesto, la artista simplemente no quiso venir.

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.