*


Estudio dice que las mujeres que se vuelven exitosas buscan hombres más atractivos

Por Biut y Agencias

El efecto George Clooney. Así llaman los especialistas a un efecto descubierto en un grupo de mujeres: cuando ganan más dinero y se vuelven más independientes, cambian radicalmente sus gustos. Ya no buscan al macho proveedor que las cobije. Nada de eso: ahora buscan un prototipo mayor y bien parecido. Como el actor de La Gran Estafa.

Anteriores estudios habían concluido que las mujeres ponían en la mira a sujetos que cumplieran bien el rol de proveedores y buenos padres. Ellos, en cambio, sí le daban más importancia a una buena apariencia física. Sin embargo, la investigación a cargo de la Dra. Fhionna Moore, profesora de psicología en la Universidad de Abertay Dundee, en Escocia, modificó radicalmente ese escenario. ¿Por qué? El estudio sugiere que una mayor independencia financiera da a las mujeres una mayor confianza a la hora de inclinarse por una pareja. La elección instintiva en búsqueda de estabilidad material y la seguridad se vuelve menos importante y los atributos físicos suman puntos en la escala de prioridades.

El estudio se concentró en 3.770 participantes -1.851 mujeres y 1.919 hombres- a quienes se les preguntó sobre su situación personal y su nivel de autonomía financiera. Luego, estas personas debieron clasificar en orden de importancia una serie de criterios, como la atracción física, las perspectivas financieras y el sentido del humor. Esos resultados se compararon, más tarde, con sus ingresos y su independencia económica. ¿Que sucedió? “El comportamiento de los hombres y las mujeres se vuelven similares cuando las mujeres ganan más, pero sólo en términos de la importancia de la atracción física”, explica Fhionna Moore.

Es que con mayor autonomía e independencia económica las mujeres ganan en confianza a la hora de elegir el prototipo buscado. Con un nuevo estatus, las mujeres quieren al lado suyo a un sujeto más atractivo y poderoso.

No es todo lo que ocurre cuando las mujeres mejoran su estatus. También miran con otros ojos el carnet del hombre buscado. “Mayores ingresos hacen que las mujeres prefieran a hombres incluso mayores”, complementa Moore. Sin embargo, ellas no son correspondidas en este aspecto: cuando los hombres se vuelven más exitosos van en búsqueda de mujeres más jóvenes.

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.