*


silueta-de-familia-jugando-en-la-playa_1160-596

Encuesta revela los cuatro temores más recurrentes entre los padres

BabyCenter en Español, encuestó a 4.600 padres para saber cuáles son los miedos más comunes. Las respuestas fueron categóricas, entre los más repetitivos se encuentran cuatro. Expertos entregan recomendaciones para evitarlos.

Por Tamara Arriola

Convertirse en madre y/o padre, es una de las alegrías más grande que se pueden experimentar en la vida. Sin embargo, quienes ya tienen hijos estarán de acuerdo que la “pa-maternidad” en ningún caso es color de rosa. Pues hasta este minuto realmente no entendemos nada con respecto al miedo.

Así lo explica Manuel Yániz, psicólogo de Gardner Family Health Network en San José, California, al portal de maternidad  BabyCenter. “Cuando tenemos un hijo, pasamos a desempeñar un nuevo rol. Experimentamos por primera vez, con una fuerza mucho mayor que antes, lo que es la responsabilidad (…) Por eso sentimos un miedo profundo, a veces exagerado, por lo que pueda pasarle a nuestros hijos”.

Es por esto, que el reconocido sitio de maternidad quiso consultar a 4.600 padres, de niños hasta cinco años de edad, sobre los miedos más recurrentes que sienten respecto al cuidado de sus hijos. Las repuestas fueron variadas, pero cuatro fueron las más nombradas. Además un sicólogo explica cómo evitar sentir tanto temor.

Creado por Bearfotos - Freepik.com

Creado por Bearfotos – Freepik.com

1. Miedo al abuso sexual infantil

El 58.1% de los padres encuestados respondieron que temen, más que a todo, a que abusen sexualmente de su hijo. “Me da pánico“, respondió una mamá, “sobre todo ahora que se ven casos tan ruines todos los días en los noticieros”.

Sin embargo, Alfred Sacchetti, jefe de la sala de emergencias del Hospital Nuestra Señora de Lourdes en Camden, New Jersey, y portavoz del Colegio Americano de Doctores de Emergencias, explica que la realidad es que estos incidentes son pocos comunes y lamentablemente son más divulgados por los medios de comunicación que otros que deberían tener más atención, como por ejemplo, llevarlos sin cinturón en el auto  o dejarlos jugando cerca de piscinas sin protección. Accidentes mucho más frecuentes. “Desafortunadamente, muchas de las cosas que vemos en la televisión están más pensadas para generar audiencia que para educar a los padres”, comenta Sacchetti.

¿Cómo evitar este miedo?

Yániz explica que un punto a tener en cuenta, es que el abuso físico, en la mayoría de los casos, son ocasionados por familiares o amigos de la familia, más que desconocidos. Para evitarlo, la comunicación con el niño es clave. “Sondearlos, preguntándoles de forma despreocupada qué hacen cuando juegan, cómo juegan otros niños mayores y otros adultos con ellos”, dice el psicólogo. También recomienda esclarecerles qué formas son apropiadas o inapropiadas cuando los tocan, abrazan o les dicen palabras cariñosas.

Creado por Pressfoto - Freepik.com

Creado por Pressfoto – Freepik.com

2. Miedo a que los hijos sufran un accidente

Más de la mitad de los encuestados, 54.9%, explicó que uno de sus grandes temores es que sus hijos sufran un ataque y un 26.5%, teme a que sufran un accidente automovilístico.

Yániz, explica que es muy común sentir miedo a cosas que no podemos controlar. “Y cuanto menor es el control que tenemos sobre lo que nos causa ese miedo, mayor es este miedo”, declara.

¿Cómo evitar este miedo?

Alfred Sacchetti afirma que mientras va creciendo el niño, las situaciones de peligro aumentan, ya que este va adquiriendo movilidad. Por lo tanto, lo primero es tomar medidas de seguridad en casa y en el auto. “La mayor parte de traumas causados por accidentes se pueden evitar”, explica el experto.

El cinturón de seguridad en el auto, los cascos, rodilleras y tobilleras cuando ande en bicicleta, no perderlos de vista cuando están jugando en un parque, son formas de prevenir accidentes. Alfred recomienda siempre proteger la cabeza del niño, ya que “a grandes rasgos, la medicina actual puede ayudar a un niño a superar muchos de los traumas físicos, exceptuando los de la cabeza, que son muy difíciles de tratar “ afirma.

Además, mantener la calma es fundamental. “Cuando ves a tu hijo subido a un lugar desde donde se puede caer, y gritas, es probable que sólo con el grito lo asustes y caiga” dice el psicólogo Manuel Yániz. “Lo razonable es dirigirse con calma hacia él, retirarlo del peligro y explicarle luego las consecuencias de que haga eso”.

Creado por Pressfoto - Freepik.com

Creado por Pressfoto – Freepik.com

3. Miedo a que los hijos no tengan la educación que queremos para ellos

El 49.1% de los padres respondió que uno de los grandes temores es que su hijo no tenga una buena educación. “En la mente de una madre siempre está el anhelo de que nuestros hijos tengan éxito en la escuela y mejores oportunidades que las que nosotros tuvimos” dice una encuestada.

Maritza Mayora, maestra de primaria en una escuela pública del norte de California explica que “a menudo, los padres sienten que no conocen el sistema educativo”, lo que conlleva a que se mantenga alejado y dejen a los profesores preocuparse de esto, “con la desventaja de que no se dan cuenta a tiempo si los niños empiezan a tener problemas académicos”, dice la profesora.

“Yo, que trabajo con estudiantes de quinto y sexto curso de primaria, siento que a veces los padres empiezan a preocuparse y a ponerle más atención a los niños cuando se dan cuenta que tienen problemas académicos ya avanzados, como la dificultad para leer” revela Mayora en el mismo sitio de maternidad.

¿Cómo evitar este miedo?

“La educación de nuestros hijos no empieza cuando entran en la escuela. Los niños empiezan a aprender desde que nacen, y uno como padre tiene muchas oportunidades de ayudarles a desarrollar su curiosidad “, manifiesta la maestra.

Crear una “cultura de educación” en la casa, es primordial para que en un futuro los niños tengan el hábito de estudiar. Esto se puede lograr leyéndoles cuentos o libros desde pequeños e inculcándoles la importancia de una buena educación.

Creado por Pressfoto - Freepik.com

Creado por Pressfoto – Freepik.com

4. Miedo a que mi hijo se enferme

Un 42.7% de los encuestados declararon que temen a que su hijo sufra de problemas de salud como anorexia, cáncer o problemas mentales, impidiendo su desarrollo normal

Sin embargo, los especialistas concuerdan en que la salud, en gran parte, está en manos de los padres. Inculcándoles desde pequeños una vida saludable, con buenos hábitos alimenticios y deporte.

¿Cómo evitar este miedo?

Para Laurel Shultz, pediatra de California, “lo más importante es tener un cuerpo saludable (…) Eso significa hacer buenas elecciones a la hora de comer y hacer ejercicio de forma regular”.

Para la pediatra son los padres quienes guían al niño en una vida saludable. Es por esto que recomienda evitar restaurantes y sacar con frecuencia a la familia de casa, ya sea para caminar o jugar. “Y no tener excesiva comida chatarra en la despensa, jugos, sodas ni comidas ricas en grasa, porque siempre hay excusas para tomarlas afuera (un cumpleaños, en casa de amiguitos, etc)”, menciona a Babycenter.

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.