*


Captura de pantalla 2018-08-02 a la(s) 03.01.04

Camila Stuardo y su dolorosa experiencia con la lactancia materna: “No todo el mundo disfruta dar pechuga”

La comunicadora asegura que “es un error y un mito pensar que por ser la primera guagua uno va a disfrutarlo todo. Yo creo que todo es aún más complicado'.

Por Isa Luengo

Para Camila Stuardo, la experiencia de la lactancia materna y posterior destete, no fue para nada agradable. Maite, su primera hija, estaba muy acostumbrada al pecho y por esto le costó mucho más dejarla.

Camila, quien actualmente es madre de dos niñas, cuenta le dio hasta los seis meses y medio, pero confiesa que  “nunca disfruté ese minuto, siendo muy sincera, y quiero transparentarlo porque creo que la maternidad es sin juzgar (…) Yo no disfruté como una conexión mágica con mi hija en ese minuto, para nada. Yo le di porque tenía que darle y  porque sabía que era bueno para ella”.

 

La modelo reveló además que a ella le dolía darle pecho a su hija, por lo que tuvo que recurrir a una Clínica de Lactancia. “Yo no sabía por qué me dolía tanto. A mí me dijeron que me iba a doler y uno piensa  que eso es lo normal. Pero lo normal es que no te duela. Cuando fui me dijeron que efectivamente mi guagua se acoplaba mal porque yo tenía mucha leche (…) Entonces está mal normalizar el dolor, te tiene que doler pero no para llorar, en ese caso hay que pedir ayuda”.

Sin embargo, Camila recuera que con Colomba, su segunda hija, el periodo de lactancia fue mucho mejor. “No me dolió nada, lo disfruté muchísimo más. La segunda guagua como ya se tiene experiencia, tranquiliza. Le di hasta los cuatro meses y medio porque tuve que volver a trabajar y los tiempos ya no me estaban dando”.

El destete de Maite

Cuando llegó el momento del destete para Maite, fue porque Camila tenía que viajar. “Mi marido se hizo cargo, tengo un marido súper partner entonces me dijo ‘Cami no te preocupes, en algún minuto le va a dar hambre  así que va a tomar la mamadera’. La pediatra también nos lo dijo y así fue, así que mi marido me salvó”.

Camila aconseja que para el momento de destetar al bebé, lo mejor es que la mamadera se la de alguien que no sea la mamá. “Ojala que las mamaderas se las ofrezca la pareja, el abuelo, o alguien externo que no seas tú porque el olor a leche a las guaguas las llama y no quieren recibir nada más, menos un plástico como un chupete de mamadera”.

La modelo opina que, “es un error y un mito pensar que por ser la primera guagua uno va a disfrutarlo todo, yo creo que todo es aún más complicado, por lo menos en mi experiencia”. Y agrega que, “según lo que he conversado, no todo el mundo disfruta dar pechuga, no todo el mundo siente esa conexión especial. Uno puede sentir esa conexión especial con tu hijo cuando lo bañas, cuando le das comida, cuando lo miras a los ojos, o cuando se duerme en tus brazos. Hay mil formas de poder sentir conexión. Normalizar que la lactancia es el momento mágico para todos hace sentir súper mal a las mamás, sobre todo a las primerizas”.

Finalmente, la comunicadora cree que todas “las maternidades son diferentes, los niños son diferentes. Los niños necesitan una mamá feliz y tranquila, no presionada ni sintiéndose mal y fatal por no hacer lo que el mundo te dice que tienes que hacer. Mi invitación es que, sí, pidan consejos pero a la hora de tomar la decisión tómenla ustedes solas (…) para mí es ‘Mamás felices, hijos felices’”, asegura.

Tres famosas comparten su experiencia con la lactancia materna y el temido destete – Biut.cl

En el marco de la Semana Mundial de la Lactancia Materna, Camila Stuardo cuenta su dolorosa experiencia, Fernanda Hansen revela el mágico momento que vivió con su hija y Viví Rodrigues comparte un excelente secreto para un destete exitoso.

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.