*


baby

Consejos para evitar el estrés post parto

Una vez que las mujeres se convierten en madres, su vida da un cambio drástico. En especial, en cuanto a sus prioridades y preocupaciones, lo que puede llevar a cuadros de estrés o ansiedad. Aprende a evitar estos problemas.

Por Andrea Hartung / @jartung

mamá, estrés, post partoEs innegable que la vida de las mujeres da un giro absoluto luego de convertirse en madres. Sus prioridades, focos y preocupaciones cambian, por lo que en muchos casos se generan cuadros ansiosos o de mucho estrés.

Pero evitarlos es posible. Así lo explica la psicóloga Leslie Power, quien participó del Programa de Educación Prenatal y preparación para el parto, organizado por la División de Ginecología y Obstetricia de la Universidad Católica, y diseñado en la Clínica UC San Carlos de Apoquindo.

Allí, la experta precisó algunos de los puntos más importantes en esta nueva etapa de la mujer, que podría generar ansiedad:

La soledad

Las mujeres pueden experimentar sentimientos de soledad, en especial en cuanto sienten que mientras ellas deben permanecer constantemente al cuidado de su hijo, el resto del mundo exterior sigue avanzando. Según Power, se trata de “la soledad en que se encuentran con un recién nacido en sus brazos”.

“Todos trabajan, y las madres quedan excluidas en las cuatro paredes de su casa, con muchos cambios a cuesta”, explica.

La pareja

Debido a que ahora el centro del mundo de la nueva madre es su hijo, la pareja puede quedar relegada a un plano secundario. Pero la experta asegura que es fundamental que el padre entienda las dinámicas psicológicas de la mujer y que por un tiempo, ceda su espacio al hijo.

“El ya fue hijo, ahora es padre”, señala Power, “éste es un periodo que nos recuerda el tremendo poder que tenemos las mujeres. Las hormonas de nuestro cuerpo hacen que produzcamos leche, por lo que nuestros deseos están en alimentar, cuidar y amar al nuevo hijo, hasta el periodo que destete, que dura alrededor de dos años”.

El trabajo

La experta explica que, además, regresar al trabajo después del post natal puede ser una fuente importante de estrés o ansiedad para la madre, que por primera vez deja a su hijo sin sus cuidados.

Para evitar estos sentimientos, Power recomienda disminuir la culpa con distintos mecanismos: “ayuda mucho mantener la lactancia por las mañanas y al regreso a casa. Mantener la cunita dentro de la pieza de los papás y conservar el contacto cercano con la madre”. “El apego tiene que ver con la manera en que contestamos a las necesidades y estrés de nuestros hijos”, recalca, “no tiene que ver con nuestro trabajo”.

Consejos

Además, para disminuir sentimientos de ansiedad, estrés o angustia, la experta recomienda dormir cada vez que el bebé lo hace. También explica que la mujer debe buscar la calma, considerando que se encuentra en “meses que requieren serenidad, paz y ciencia para el adecuado establecimiento del apego y de la lactancia”.

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.