*


2

Por qué nos desmotivamos haciendo deporte y cómo revertirlo

Ya es un clásico: nos inscribimos al gimnasio para hacer deporte, pero solo vamos a un par de clases. Pero ¿por qué nos desmotivamos así?

Por Bárbara Martinez /@baarbaraelisa

Sobran las excusas a la hora de hacer deporte. Y es que con el solo hecho de escuchar la palabra “gimnasio”, a muchas personas les viene un dolor de cabeza enorme.

Son varias las razones por las que las personas dejan de hacer ejercicios, pese a que saben que es bueno para ellos. Aquí te contamos sobre algunas.

1. No ven resultados inmediatos: deben tener claro que toda actividad física requiere de paciencia y perseverancia, y no porque haya ido una semana entera al gimnasio, su cuerpo cambiará radicalmente. Pero, como ya lo dice Beyoncé, la constancia y la determinación es fundamental, por lo que debemos mantenernos haciendo deporte en forma cotidiana, para poder ver resultados.

2. Tiempo y motivación: las personas cada vez están más ocupadas y hacer deporte implica ocupar el tiempo que, usualmente, tenían reservado para descansar. Muchas veces prefieren hacer vida social o ir a comer a algún restaurante en vez de hacer ejercicio. Pero recuerda que con media hora al día podrías empezar a ver cambios.

3. Alimentación: todos sabemos que hacer deporte implica llevar una vida y una alimentación sana, pero muchas veces la “comida chatarra es más fuerte que la actividad física.

Pero no todo está derrumbado. Piensa siempre en los beneficios que te puede traer hacer deporte y lo bien que le hará a tu salud y a tu mente. Es por eso que aquí te daremos algunos consejos de cómo puedes motivarte y comenzar a tener una rutina deportiva más seguida.

1. Hacer el ejercicio que te gusta: si encuentras aburrido el gimnasio, hoy en día existen muchos deportes que se practican al aire libre, como por ejemplo el crossfit o el yoga, y que divierten el doble. También una rutina de baile como zumba o hip hop, podrían ser una buena alternativa.

2. Encuentra un “partner”: si no te gusta hacer deporte solo, busca a un amigo o familiar que te acompañe y que tengan gustos parecidos a la hora de ejercitarse. Es sabido que realizar actividad física junto a alguien es más beneficioso para tu salud.

3. Ayudarse con música: la música es una de las herramientas que más ayudan a la resistencia en ciertas actividades. Por supuesto, debes acertar con el tipo de música, ya que es obvio que no utilizarás el mismo tipo de canciones para hacer yoga que para hacer cardio, por ejemplo.

Ahora, sólo depende de ti de que te motives y comiences a hacer deporte, y luego comprobarás lo bien que te hará.

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.