*


betsy 1

Betsy Camino y el drama de sus piernas: no pudo caminar por cuatro meses y no puede pararse sin ayuda

La candidata a Reina del Festival sufre de una condición médica que debería tenerla sin baile, justo en días donde además, debido a la competencia por la corona, se lesionó también la espalda.

Por Soledad Reyes

 Betsy Camino da la apariencia de ser una mujer dulce y tranquila. Sin embargo, la cubana que va por la corona de Reina del Festival es una verdadera guerrera.

La cubana nos reveló uno de sus mayores secretos: tiene un problema en sus piernas que no le permite pararse sin ayuda, que incluso la tuvo inválida por cuatro meses y por el cual ni siquiera debería bailar como lo hace.

“Yo me presente el año pasado a una audición para ser bailarina del Festival de Viña. Y, el mismo día, sentí como un dolor. Llegué a la clínica y me dijeron que me faltaba un hueso en la rodilla. Y el doctor me dijo que no podía bailar más, que era mucho desgaste”, contó en una de las actividades de su candidatura.

La morena desobedece, hasta el día de hoy, esa recomendación, haciendo performances no sólo para quedarse con el título de soberana festivalero, sino además en el matinal Bienvenidos y también en muchos otros shows que arma a lo largo del país.

betsy 2

“Es mi pasión. Estudié doce años para eso. Entonces, ¿lo voy a dejar ahora? ¡No!”, indica, agregando que igual, por todo este desgaste, “como bailarina me queda poco”.

¿Cómo es esto de que no puedes levantarte sola?

Así mismo, jajá. No sé si alguien se ha dado cuenta, pero para pararme del suelo siempre necesito ayuda porque no tengo cartílagos para pararme. Si me siento en una silla sí, pero en el piso no, me tienen que ayudar mis bailarines.

¿Y esto también se relaciona con que estuviste sin caminar el año pasado?

Claro, estuve sin caminar durante cuatro meses por el desgaste en mis rodillas. Es que al no tener hueso hago más esfuerzo en otros lados, como la espalda. Y ahora, tengo doble problema, porque además de mis piernas, me lesioné en estos días la columna.

¿Qué le pasó a tu espalda?

Tuvimos un pequeño incidente con la pluma del estudio. Salté mucho y casi la rebaso. Me di en una pierna y me hice un quiste en la ingle. Al fallarme eso, hice mucha fuerza con la columna y me empezó a doler un poco. Al otro día seguí con los bailes y me dolió más.

¿Y cómo vas a aguantar las actividades de tu candidatura?

Estoy ahora con unos parches y también con masajes de Mass Control, que me los hace una quiropráctica. Imagínate que el otro día llegó y tenía los omóplatos pegados. Pegué el medio grito.

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.