*


portada escolares

Vuelta al colegio: ¿Cómo hacerla más agradable para los niños?

A pocos días de entrar a clases, la psicóloga de Centros Médicos VidaIntegra, Paulina Pérez, entrega algunas recomendaciones para cambiar la actitud del niño frente al colegio.

Por Tamara Arriola

Luego de pasar tres meses de vacaciones, levantándose tarde, vistiendo sin uniforme, sin preocupaciones ni horarios, volver a la rutina del colegio para muchos niños puede ser difícil. Este repentino cambio puede generar rechazo y angustia en el estudiante.

Es por esto, que a pocos días de comenzar un nuevo año escolar, la psicóloga de Centros Médicos VidaIntegra, Paulina Pérez, entrega algunas recomendaciones para cambiar la actitud del niño frente al colegio.

El primer punto que toca la psicóloga es la importancia de la presencia de los padres en este proceso y dejarle siempre claro al niño que el colegio no coarta su libertad. “Para que disfruten de este proceso, es importante que sepan que a pesar de que se terminaron las vacaciones, no perderán sus espacios de descanso y recreación”,  aclara la especialista.

Creado por Freepik

Creado por Freepik

Es muy común que el niño exprese su rechazo hacia el colegio con una pataleta, cuando esto sucede, “es importante como padres mantener la calma, no obedecer al menor durante el episodio, esperar que se calme, luego escucharlo y llegar a un acuerdo con aquello que deseaba y agradecerle que ya no esté haciendo pataleta”, señala la psicóloga.

También es probable, que la negativa de ir al colegio se presente por factores más graves, como el bullying o acoso. Para identificarlo, es muy importante que los padres estén atentos a cualquier cambio que presente el menor. “Algunos síntomas son el bajo rendimiento escolar, irritabilidad, desconcentración, aislamiento, no desea hablar del colegio, baja autoestima, angustia en las horas previas y posterior a la jornada escolar”, dice la experta.

Creado por Freepik

Creado por Freepik

Sin embargo, cuando entran a la adolescencia es más común que se sientan desmotivados. “Acá es importante buscar estimulación ya sea en lo social, pulir sus habilidades, premiarlos con algún taller que ellos deseen, felicitarlos ante cada logro, apoyarlos, identificar sus metas, dejarlos descansar en las tardes o fines de semana, no darles mucha tarea en casa, entre otros”, explica Pérez.

Para hacer más amena la etapa del colegio, tanto para el niño como para el padre, Paulina Pérez entrega algunos consejos:

  • Servirle un buen desayuno en la mañana, para que comience el día con energía y concentración.
  • No exigirle al niño un desempeño académico perfecto, y considerar que pueden haber ramos que no sean de su interés.
  • Elegir un horario para las tareas, para que estas no tomen toda la tarde y dejar tiempos de descanso y juego.
  • Realizar las tareas en conjunto, compartiendo anécdotas para que el niño sienta este momento como divertido.
  • Conversar de las actividades que realiza en el recreo.
  • Invitar a los compañeros a la casa para que tanto el niño como los padres mejoren el vínculo con ellos.

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.