*


postnatal

¿Cederías tu postnatal al padre de tu hija(o)? Tres rostros femeninos responden esta interrogante

Mariana Marino, Paulina Rojas y Daniela Urrizola nos contaron si cederían o no algunas semanas de su postnatal a su pareja. Acá te contamos qué nos dijeron.

Por Javiera Kessra

Hace casi ocho años la Ley de Posnatal Parental extendió el postnatal de ambos padres para el cuidado de sus hijos, quedando el de la mujer en cerca de seis meses y para el padre entre una a seis semanas.

Sin embargo, en todo este tiempo, sólo se han registrado 1.556 traspasos de días de madres a sus parejas, de un total de 678.328 permisos de postnatal iniciados, según consignó La Tercera.

En este contexto, consultamos a tres rostros femeninos si cederían parte de su postnatal al padre de sus hijos y esto fue lo que contestaron:

Mariana Marino

“Si el bebé lo requiere y podemos acomodar las cosas para que él tenga lo que necesita, sí lo cedería”

mariana2

“Siento que no tiene que ser uno o el otro, podrían ser los dos. Ceder significa que no hay otra alternativa. En este país lo bueno es que las mujeres tenemos un buen postnatal por ahora, pero sería bueno que para ellos también hubiera un tiempo considerable para apoyar a la mamá y al bebé, por lo menos tres o cuatro meses. Porque el postnatal de la mamá igual es indispensable para el bebé, por más que el papá esté ahí, sobre todo si está amamantando. Siento que por ahí está un poco desigual la regla. En este caso, si mi bebé está amamantando no lo cedería, porque es una cosa funcional, necesita a la mamá y si lo cedo, lo haría con todo mi amor. Pero creo que la prioridad es el bebé, si él lo requiere y si podemos acomodar las cosas para que él tenga todo lo que necesita, si lo puedo ceder”.

Paulina Rojas

“Siendo poco populista, no se lo daría. O quizás sí, pero una o dos semanas”

pauli3

“Siendo poco populista, no se lo daría. Me gusta estar con mis guagua en la casa, darles pecho, el apego, que es súper fundamental, no digo que el papá no, pero en nuestro caso buscamos que él llegara más temprano al trabajo, porque también es cansador para las mujeres. Pero quizás le daría una o dos semanas, porque siempre me costó mucho despegarme de mis hijos para volver a trabajar. Yo sé que una se puede sacar leche y que el papá se lo dé, muchas veces fue así, pero conociéndome y con lo aprensiva que soy y con el lazo que tengo con mis hijos, no me arrepiento de no haber sido así. Porque siento que la mamá es igual de importante que el papá, pero los tuve yo. Siento que las mujeres tenemos como un sexto sentido. Pero depende de las parejas, cada familia es distinta. Si bien, hay padres que quieren estar en ese proceso, y ahí encuentro que es súper válido porque la guagua es de los dos, en mi caso, mi marido se tomó los días legales de postnatal y después regresó a trabajar y yo me quedé con mis guaguas en la casa”.

Dani Urrizola

“Lo cedería porque parte de un niño sano, es crecer con ambos padres de la misma manera”

dani

“Creo que depende de la personalidad de la mujer. La decisión es súper específica dependiendo de la relación que tienes con tu pareja. Personalmente sí lo cedería porque considero que es súper importante. Si bien el recién nacido necesita un vínculo con la  mamá, por eso el postnatal es importantísimo, porque te estás conociendo con una persona que depende 100% de ti, también siento que en la actualidad el rol de la mujer ha cambiado y el del hombre también, aunque no lo notemos tanto porque estamos empoderadas en nuestra lucha. Está entendiendo que hay ciertos roles que debe empezar a asumir y creo que parte de un niño sano es crecer con sus padres de la misma manera. Yo personalmente no cedería la mitad de mi postnatal, pero sí le daría un mes por ejemplo, pero el del final porque la guagua me necesita a mí. Y también creo que es algo súper práctico. Cuando uno está volviendo al trabajo, el trauma para la mamá de tener que dejar a su guagua de la noche a la mañana, cuando ha estado enfocada en el bebé durante meses, la culpa, el daño psicológico, es súper importante. Entonces la tranquilidad de esa mamá de saber que esa guagua no está sola y está con el papá, te permite irte desligando de a poco. Creo que es súper sano. No tengo hijos, el día que los tenga quizás te diré todo lo contrario, pero hoy pensándolo racional y objetivamente, creo que está muy bien y es súper coherente”.

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.