*


Sexo_

Las fantasías eróticas de las celebrities

Por Pía Fouilloux

Roser Amills escribió “Las 1.001 fantasías más eróticas y salvajes de la historia” que cuenta los sueños más íntimos de algunos famosos. ¿Cómo lo hizo? Recopiló la información que en algún momento ellos revelaron.

Se sabe que los deseos de la realeza son órdenes y sobre todo, las primeras monarquías del mundo. Así es como le construyeron a la reina María Antonieta un criadero de ostras. ¿La razón? Le encantaba hacer el amor mientras las comía. Se dice que Catalina I de Rusia era adicta al sexo. Según cuentan algunas biografías, lo hacía seis veces durante el día y para saciar sus deseos, tenñia 21 amantes fijos. ¿Qué tal?

Este es un poco más sútil pero no deja de ser curioso. Thomas Alba Edisson usaba el Código Morse para hablar “en clave” con sus mujeres. La comunicación la hacía pegaándole pequeños golpes en el muslo de la chiquilla para tener “conversaciones2 un poco subidas de tono.

Uno de los affaire más conocidos de la historia fue el que existió entre John F. Kennedy y su amante Marilyn Monroe. El ex presidente le susurraba palabras sucias al oído la diva, lo que le encantaba. El problema es que se moría de plancha porque los guardaespaldas escuchaban las cochinadas que le decía.

Celebrities

Al líder de los Rolling Stone, Mick Jagger, le gustaba practicar sexo rodeado de barras de chocolotes y diferentes tipos de dulces. Y exactamente así fue cómo lo pillaron con su ex Marianne Faithfull. A Eva Longoria le gusta que la amarren a la cama con pañuelos de seda para sentirse sumisa.

El dogging –sexo con desconocidos en lugares públicos- es la actividad favorita de George Michael. El cantante Sting se declara un exhibicionista.

Kim Kardashian reveló su deseo de tener un encuentro sexual con Megan Fox. Y para no quedarse atrás, la misma Megan confesó que ella fantasea con Angelina Jolie. Cameron Díaz dijo que uno de sus fetiches fue tener intimidad en los baños de los aviones con personas desconocidas.

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.