*


00

¿Deberíamos dejar de usar tacos?

Esos amados stilettos que no nos sacamos ni para ir a comprar el pan podrían causarle un daño permanente a nuestros pies. Un médico nos explica y nos aclara qué tan malos son los tacos.

Por Soledad Reyes

Fue el fin de una era. Victoria Beckham anunció hace algunas semanas que ya no usaría más stilettos. La ex Spice Girl, conocida como Posh Spice por su sofisticación, decidió dejar de lado uno de los elementos que la convirtieron en un ícono de la moda y reemplazarlos por zapatillas y flats.

“Ya no puedo ponerme tacones. Al menos no cuando estoy trabajando, viajo mucho. La ropa tiene que ser simple y cómoda”, dijo Victoria al periódico británico “Daily Telegraph”, haciendo caso por fin de las advertencias de su médico, quien hace cinco años le habría recomendado bajarse de los tacos.

Imagen: gentileza Pixabay.com

Imagen: gentileza Pixabay.com

Pero, ¿qué tan malos pueden ser los zapatos altos y cuáles son las consecuencias de nuestro fanatismo por ellos? León Raposo, traumatólogo de Vidaintegra nos ayuda a dilucidar algunas dudas y responde si debemos o no eliminar los stilettos de nuestras vidas.

Los peligros de usar tacones

“Los tacos no nacieron como un elemento de comodidad, sino de estética, para estilizar la figura y verse mejor”, aclara el médico de entrada. Por esto, explica, evidentemente causan más de algún problema en nuestros pies.

Imagen: gentileza Pixabay.com

Imagen: gentileza Pixabay.com

“La carga se hace sobre el antepie, y eso muchas veces puede provocar dolor en esa zona”, asegura, agregando que “cualquier problema anterior que tenga la persona se aumenta con el uso de este tipo de zapatos, por ejemplo juanetes, pie plano, etc”.

Además, el especialista señala que “si la persona siempre utiliza tacos tiende a acortar su tendón de Aquiles”, junto con presentar patologías tan diversas como la aparición de várices, problemas musculares, mayores riesgos de sufrir esguinces y problemas en la columna debido a la incorrecta postura corporal.

Imagen: gentileza Pixabay.com

Imagen: gentileza Pixabay.com

“Entre más alto sea el zapato, más se incrementa la torsión de las articulaciones”, agrega Rob Burke, un investigador kinesiológico y diseñador de calzado en Diariofemenino.com.

De hecho, según un estudio de la Asociación Chilena de Seguridad el año 2010, el 23% de todos los accidentes que sufren las mujeres al año se concentran en los accidentes de trayecto y, 7 mil de ellos, son por uso de tacos, generándose al año aproximadamente 830 contusiones de mano y/o muñeca, 1.400 contusiones de rodilla y 3.600 esguinces de tobillo.

Imagen: gentileza Pixabay.com

Imagen: gentileza Pixabay.com

¿Los dejamos o seguimos coleccionándolos?

Pese a estas cifras, para el doctor Raposo la solución no es tirar todos tus tacones a la basura. “Uno entiende que hay gente que debe usarlos por un tema laboral o porque igual estéticamente quiere lucir mejor. Lo que yo recomiendo es que ojalá su uso sea alternado, utilizándolos lo justo y necesario”.

En cambio, un estudio de la Universidad de Witwaterstrand en Johannesburgo, y publicado en la revista médica The Foot, es tajante, ya que llegó a la conclusión de que las culturas que no utilizan zapatos, como los Zulúes en Sudáfrica, tienen pies más saludables que los que sí utilizan, reseña Diariofemenino.com.

Imagen: gentileza Pixabay.com

Imagen: gentileza Pixabay.com

En tanto, en el mismo sitio, Burke reconoce que la gente, inevitablemente, “escogerá lo que está de moda sobre la funcionalidad. Por eso, si sales por la noche o vas a un evento importante de tu trabajo donde necesitas lucir bien, no lo dudes y ponte los tacones. Pero, más de 80% del tiempo en que nadie te está viendo, trata de ponerte unos zapatos más cómodos”.

Stilettos no, planos tampoco

Finalmente, ¿qué zapatos deberíamos usar para no hacerle tanto daño a nuestros pies? Lejos de lo que se te ocurre, que quizá un calzado absolutamente plano, tipo ballerina, sería lo mejor, lo cierto es que estar tan a ras de suelo tampoco es óptimo.

Imagen: gentileza Pixabay.com

Imagen: gentileza Pixabay.com

“Típicamente, caminamos sobre pavimento y realmente no hemos evolucionado para caminar en este ambiente duro y plano. El zapato plano en sí no es malo para el pie, pero algunos estilos no proporcionan la amortiguación necesaria para tus suelas”, explica el kinesiólogo Rob Burke en Diariofemenino.com.

En tanto, el doctor León Raposo asegura que, el tipo de calzado más óptimo para nuestros pies “debería tener algo de altura, algo así entre 2 y 4 centímetros. Más que eso podría causar lesiones y problemas”.

 

Dónde encontrar zapatos con tacos intercambiables y removibles – Biut.cl

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.