*


Chile baja tres lugares entre los mejores países para ser madre

Por Biut y Agencias

Noruega, Australia e Islandia son los mejores países del mundo para ser mamá, según un estudio realizado por la ONG Save the Children en 164 países. Al otro extremo de la tabla aparecen Afganistán y Níger, según lo revelan tres indicadores analizados tanto para mujeres como para niños: salud, economía y sociedad.

¿Y Chile? El estudio, que divide el ranking entre países desarrollados, emergentes y pobres, sitúa a nuestra nación en el puesto 16 de entre 79 países en vías de desarrollo, es decir, tres lugares más que el año pasado (13º). No es todo: aparece sexto entre los países de la región, por debajo de Argentina, Brasil, Colombia, Uruguay y Ecuador.

Las razones son claras: pese a que nuestro país se luce en cifras de mortalidad infantil y materna, años de escolaridad femenina y longevidad, está estancada en indicadores vinculados a uso de métodos anticonceptivos, brecha salarial y participación política de las mujeres, lo que ha permitido que otros países suban en el ranking al mejorar uno o más indicadores. “En toda América Latina y el Caribe, Chile tiene el menor riesgo de mortalidad materna”, ya que sólo una de cada 2.000 mujeres muere durante el parto, una estadística de un país desarrollado como Estados Unidos (1 por 2.100)”, explica a La Tercera Save the Children.

Lo mismo pasa con la esperanza de vida que es una de las más altas de la región (82 años), lo que contrasta con los 63 años de Haití. O la tasa de mortalidad infantil en menores de cinco años (nueve por 1.000 nacidos vivos), que es la segunda mejor de América Latina (después de Cuba) y que es casi nueve veces menor que la Haití (87 por 1.000 nacidos vivos).

Sin embargo, eso sólo una parte de la realidad de las madres chilenas: el estudio revela que por cada dólar que gana un hombre chileno, las mujeres ganan 42 centavos, pese a que realizan el mismo trabajo. “Uno de los índices más bajos de la región sólo por detrás de Guyana, Honduras y Nicaragua, y a la par de Guatemala y México”, explica la ONG. En Bahamas y Colombia, en cambio, las mujeres ganan 71 y 72 centavos por cada dólar masculino, es decir, la brecha salarial es mucho menor.

Otro punto en contra: sólo el 58% de las chilenas utiliza algún método anticonceptivo moderno. Un índice muy bajo comparado con el 75% de Uruguay y el 70% de países como Brasil, Cuba, Costa Rica, República Dominicana, Nicaragua y Paraguay.

Así, también, nuestro país está muy por debajo de otros en participación política: las mujeres sólo ocupan el 14% de los escaños parlamentarios, hecho que lo ubica entre los cinco países de la región con menor representación femenina en política, superado ampliamente por Cuba (43%), que es sindicado como el mejor país para ser madre entre las naciones emergentes. “En la medida que hay mujeres en espacios de poder, las políticas públicas cambian. Si te das cuenta, la mayoría de las leyes que impulsan los derechos de las mujeres han sido promovidas por mujeres”, dice Carolina Carrera, presidenta de la Corporación Humanas, quien agrega que en la medida que ingresan más mujeres a los espacios de poder, se comparten más los espacios públicos y privados entre hombres y mujeres.

Para Carrera los indicadores revelan que Chile necesita avanzar en estas áreas que tienen estancado al país y que esto puede hacerse a través de una política destinada a mejorar la inclusión de las mujeres en el mundo del trabajo, una ley de sala cuna para trabajadores hombres y mujeres y cambios reales en la leyes que legislan la remuneración entre géneros.

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.