*


Seis tips para decirle “adiós” al cabello reseco y quebradizo

Por Biut y Agencias

Muchos pensarán que el calor y el sol del verano son los principales peligros de un pelo sano, sin embargo, lo cierto es que es en invierno cuando nuestro cabello más sufre. El frío, el viento y la calefacción típicos de esta época ocasionan que nuestro pelo se reseque y se ponga quebradizo. Para evitarlo, debemos seguir algunas recomendaciones que entrega Isser Donoso, Subdirectora de la Escuela de Estética Integral de AIEP.

UNO
Sécate el pelo antes de salir. No sólo porque puedes prevenir un resfrío, sino también para evitar que en los días de mucho frío tu pelo se congele debido a la humedad absorbida. Antes de usar el secador, debes haber quitado la humedad del pelo con una toalla y no centrar todo el calor en un punto concreto.

DOS
Elige el champú para ti. Cada persona tiene necesidades distintas para su cabello, las que debe considerar a la hora de escoger un champú y determinar la frecuencia del lavado. Conocer el  tipo de cabello y cuero cabelludo te permite analizar si existe alguna necesidad específica que podrás solucionar con los productos que uses (cabello castigado o seco, graso, con caspa, por ejemplo).

TRES
Cuidado con el secador. Si bien es necesario que te seques el cabello antes de salir, es importante que el secador no esté muy caliente, ya que puede resecarlo, exponiéndolo a la pérdida de nutrientes y brillo natural. Si prefieres usar una toalla procura que los movimientos no sean bruscos y presionándolo sólo un poco.

CUATRO
Evita el “pelo de sombrero”. Si para protegerte del frío utilizas gorros, la capucha de tu chaqueta u orejeras, seguramente sufrirás de un cabello dañado, con estática o frizz. Para evitar estos problemas, es recomendable usar una bufanda de seda o satén como barrera entre tu pelo y el sombrero o gorro.

CINCO
Hidratación. En invierno estamos constantemente pasando de un ambiente exterior frío y húmedo a otro calefaccionado y sin humedad, ninguno el escenario adecuado para mantener nuestro pelo saludable. Por ello utiliza un acondicionado sin enjuague o anti-frizz, para proteger tu cabello de la pérdida de hidratación.

SEIS
Dieta balanceada. En el afán por disminuir de peso en invierno, puedes eliminar los hidratos de carbono, los que son vitales para tener un cabello hidratado. Lo mejor para un pelo sano es tener una dieta equilibrada entre proteínas e hidratos de carbono. Además, huevos, pescados, lácteos, cereales y frutos secos darán belleza a tu cabello.

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.