*


Científicos de la Clínica Mayo logran retrasar aparición de arrugas y cataratas

Por Biut y Agencias

Cuando una persona es joven, sus células constantemente se van dividiendo para reemplazar aquellas que ya dejaron de cumplir su función.

Sin embargo, conforme avanza la edad, esta división se acaba y las células se comienzan a acumular, conociéndose como senescentes.

Ellas son las culpables (entre otros perjuicios) de las cataratas y de la pérdida de grasa de la piel que da origen a las arrugas.

Científicos de la Clínica Mayo en Rochester, en Minnesota (EE.UU.), descubrieron que es posible eliminarlas y así evitar que comiencen a ocasionar cataratas y arrugas en el organismo.

Para su eliminación, los expertos suministraron un medicamento específico a un grupo de ratones con una molécula que destruyó estas células senescentes. Los animales no parecieron sufrir efectos secundarios, fórmula que podría ser una vía para retrasar algunos de los efectos más visibles del envejecimiento.

En el estudio, publicado esta semana en la revista Nature, los expertos lograron retrasar el desarrollo de cataratas y cambios relacionados con la edad en los músculos y tejidos adiposos, cuando se trabajó con ratones jóvenes. En el caso de ratones ya viejos, el deterioro disminuyó, pero no se pudo revertir del todo.

Jan van Deursen, autor principal del estudio y profesor del departamento de Bioquímica de la Clínica Mayo, explicó que las células senescentes juegan un papel importante en el envejecimiento, y aunque se sospechaba, hoy se confirma la importancia que tienen.

En total, estas células no alcanzan a representar un 5% del total de las células del organismo en las personas mayores, pero tienen amplios efectos.

Además de las cataratas y las arrugas, producen compuestos dañinos que causan inflamaciones a su alrededor. Se sabe que esta inflamación crónica tiene relación con la demencia, la arteriosclerosis y diabetes, además de otros signos de envejecimiento.

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.
Grupo Copesa