*


1

¿Por qué es tan peligroso ser una mamá cansada?

Piensas que es sólo una fase de la maternidad. Sin embargo, el cansancio te abruma aún cuando tus hijos ya duermen de corrido. ¿Qué tan malo es ser una mamá siempre agotada? Acá, te contamos.

Por Soledad Reyes

Seguramente has visto más de una vez un meme que alude a las madres con el siguiente mensaje: “estado civil: cansada”.

Es que tú misma debes haberte sentido así más de alguna vez o has visto a tus amigas mamás con ojeras, agotadas y sin ganas. Pero, ¿qué tan peligroso es tener esta actitud constante y cómo podemos remediarla?

cansada

Imagen: Pixabay.com

Ana Serrano, columnista de Glamour.es indica que “la hipervigilancia y la falta de sueño” son algunas de las razones de este cansancio extremo. ¿Cómo evitarlas y no dejar que nos afecten, ni a nosotras ni a nuestros hijos? Acá, te lo contamos.

Siempre con un ojo abierto

Según Serrano, “las madres, por naturaleza, viven en un estado de alerta continua para evitar que su hijo corra peligro. El sueño se ve afectado de manera que nunca llega a alcanzar una fase lo suficientemente profunda como para favorecer el descanso verdadero”.

La columnista de Glamour.es agrega que “el estado de hipervigilancia es necesario pero… agotador. Y, si más encima le sumamos una jornada laboral, el cansancio está garantizado”.

cansada

Imagen: archivo Biut.

Toda esta situación causa estragos en tu salud. Aumenta tu irritabilidad, tu sistema inmune se resiente y tu rendimiento laboral se vuelve nulo.

¿Qué otros peligros conlleva? Las expertas del sitio Eresmama.com enumeran:

– Por tu estado mental y físico, no sólo te perderás el desarrollo de tu hijo, sino también todas las cosas buenas de tu vida.

– Tu pequeño puede desarrollar un sentimiento de desapego, o lo que es peor, de culpabilidad: puede pensar que tu estado es debido a él.

– Cosas como la educación o el amor pasarán a segundo plano, nada te importará debido a lo agotada que estás.

cansada

Imagen: Pixabay.com

– Todos los problemas te parecerán complejos de resolver, provocándote rabia y hastío.

– Tu sistema inmune estará tan debilitado que serás presa fácil de enfermedades, incluida la temida depresión.

¿Cómo dejar de esta cansada?

Para Ana Serrano, de Glamour.es, “es necesario cambiar algunos hábitos para eliminar ese estado de estrés y suavizar un poco esa vigilancia que nace de manera natural”.

¿Cómo hacerlo? Acá te dejamos algunos consejitos de la misma experta y también de la web de Eresmama.com:

Descansa

Suena obvio, pero algunas mamás tienen tendencia a cargar con todas las responsabilidades y no darse ni un respiro. Así que suelta tanta obligación que te has echado encima y empieza a pedir ayuda.

cansada

Imagen: archivo Biut.

Busca un momento sólo para ti

Ya sea una clase de idiomas, un paseo, o simplemente un baño de tina que te relaje. Regálate un momento de desconexión que sea sólo tuyo.

Busca un momento para tu pareja

No dejes de lado tu vida sexual y romántica. Organízate y dale también tiempo a tu hombre, para que no se produzcan grietas irreparables en tu pareja.

Desconecta la hipervigilancia

Déjate de estar todo el día mirando el teléfono pensando que te pueden llamar en cualquier momento por una urgencia o sin pegar un ojo asustada por lo que pueda pasar. Relájate.

Ejercicios junto a tu bebé: El secreto para bajar de peso después del parto – Biut.cl

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.
Grupo Copesa