*


children-920131_640

¿Cómo los padres pueden fomentar las buenas relaciones entre los hermanos?

Los expertos aseguran que los padres tendrían una gran influencia en el tipo de relación que se da entre los hermanos.

Por Francisca Quezada

Si las relaciones humanas en general ya son algo complejas, la relación entre hermanos no son la excepción. Y es que el lazo sanguíneo no asegura que el vínculo entre los hermanos de una familia se genere en perfecta armonía, y para que existan buenas relaciones son necesarios los mismos ingredientes presentes en cualquier tipo de relación interpersonal. Pero ¿qué rol cumplen los padres en la construcción de esta relación?

“El ser hermanos  no te asegura un camino o un desenlace mejor que otro tipo de relación, como el de amistad o de otro tipo. Y es por esto que se hace necesario generar espacios en que la relación se fortalezca y crezca, al igual que con cualquier relación”, explica a Biut Varinia Signorelli, psicóloga infanto juvenil .

La especialista agrega que “la relación del día a día entre hermanos, en general, es difícil porque estar en fusión emocional con otro es muy desgastante emocionalmente. Debemos entender que los niños entran en fusión emocional con el otro a través del juego, pero llega un momento en que se agotan y la forma de separarse es peleando”.

kids-894787_1280

Rol de los padres en las relaciones entre hermanos

La psicóloga infanto-juvenil, explica que el rol de los padres puede llegar a ser clave en la construcción de una relación armoniosa entre hermanos.

Para esto, Varinia dice que lo primero que debemos hacer es “mirar las propias relaciones que tengo con mi familia, y de la misma manera, mirar las relaciones que tengo con mis cercanos, porque los niños estarán mirando cómo yo me relaciono”.

La psicóloga Constanza del Rosario, experta en inteligencia emocional, está de acuerdo con lo anterior y agrega que, “los  padres son el modelo relacional que tienen los hijos. Ellos imitarán su manera de afrontar y resolver conflictos. De nada sirve que los padres  den una cátedra de cómo deberían reaccionar ante tal o cual situación. Lo importante es en la práctica como se regula emocionalmente, hacen y dicen frente a los conflictos con ellos, entre hermanos, con su pareja, con sus amistades y familia de origen”.

En esta misma línea, Constanza dice a Biut que, “el rol de los padres frente a sus hijos debiese ser el de modularlos emocionalmente, motivarlos, hacerlos confiar y valorarse en si mismos desde la diferencia”. Y advierte que, ” cualquier mensaje dirigido a comparar, poniendo alguno como el ideal y el otro defectuoso, va a despertar envidias, celos y baja autoestima”.

family-457235_640

Por su parte, Varinia explica que el motivo por el cual la relación entre hermanos en el día a día es tan difícil, tiene que ver con el desgaste natural que genera la fusión emocional, que aunque se establece en todas las relaciones, puede llegar a ser algo muy  agotador emocionalmente.

“Los niños entran en fusión emocional con el otro jugando, pero llega un momento en que se agotan y la forma que tienen de separarse es peleando. Entonces es ahí, como padres, que tenemos un rol importante como ente regulador”, explica Signorelli.

La psicóloga infanto-juvenil asegura que es importante promover las buenas relaciones entre hermanos desde la infancia, y es clave intentar intervenir para evitar que los conflictos que se generen entre éstos, se desborden. Por esto sugiere que “cuando los padres vean o sospechen que se puede desatar el conflicto, intervengan con anticipación, para así tener un tercero en el juego y triangular, relajar un poco las cosas o ver si necesitan algo, etc.”. 

La especialista aclara que, de todas formas, “los conflictos son buenos porque se resuelven con el hermano. Es una oportunidad para que los padres se preocupen de estar ahí, y se hablen de buena manera y se escuchen ambas partes con respeto (…) Es importante, cuando se trata de hermanos que pasan mucho tiempo juntos o que pelean mucho, estar atentos a esta sensación de hastío que genera uno en el otro, que es completamente normal, pero que es importante mediar y desde chiquititos enseñarles a respetarse  y entender que el otro no es su enemigo”, finaliza la experta.

Y tú ¿cómo ayudas a tus hijos a resolver los conflictos entre ellos?

Raquel Argandoña reflexionó como madre sobre el conflicto entre sus hijos: “Es un dolor del alma” – Biut.cl

Raquel Argandoña en Bienvenidos se refirió a la pelea entre Kel y Nano Calderón. “Cuando tus hijos se pelean es un dolor del alma, ni siquiera del corazón”, expresó.

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.