*


1-582x220

“No significó nada”: Las frases que nunca debes decir si cometes una infidelidad

Especialistas aconsejan cómo enfrentar la infidelidad y por qué las frases comunes como “no significó nada para mí” o “fue sólo sexo”, es lo peor que podrías decir.

Por Isa Luengo

“No aclares que oscureces”, dice un dicho popular. Y es que si lo que buscas es remediar una infidelidad, lo que debes evitar decirle a tu pareja son frases del tipo: “No significó nada”“fue sólo sexo”, o “no tiene nada que ver contigo”.

Según explica la terapeuta estadounidense Michele Weiner-Davis al Huffington Post. “Decir que una infidelidad no tuvo nada que ver con la pareja resulta doloroso, dado que da a entender que la persona no tuvo en cuenta a su pareja al tomar esa decisión. Por tanto, la pareja no se siente querida y piensa que no le importa lo suficiente”, indicó la especialista.

Imagen: Archivo Biut.

Imagen: Archivo Biut.

Por su parte, en el mismo sitio la terapeuta especialista en infidelidad, Caroline Madden, señaló que “Decir ‘no significó nada para mí’ es como decir ‘he destrozado tu vida por nada’. A menudo, quien pone los cuernos quiere dar a entender que en ningún momento se planteó dejar a su esposo e hijos por la otra persona. Pero está minimizando la situación; es como decir: ‘Eh, te he puesto los cuernos, pero podría ser peor”.

Entonces… ¡¿qué hacer?!

Si cometiste una infidelidad, lo mejor que se puede hacer es empatizar con la otra persona. “Debes demostrarle que entiendes cómo se siente. Esto quiere decir que te das cuenta de que no hay nada que puedas decir para disminuir su dolor y su furia, salvo escucharle”, manifestó la terapeuta Janis Abrahms.

Imagen: La Cuarta.

Imagen: La Cuarta.

La única manera de empezar a reconstruir la confianza aunque sea contraproducente, según Madden, es “admitir que entiendes que tu comportamiento egoísta ha causado un dolor inmenso a la otra persona. Así, tu pareja no necesitará demostrarte (mediante su enojo o sus gritos) que tiene derecho a estar enojada”.

Finalmente, la especialista agregó que “cuando hayas conseguido explicar el motivo, admite que fue una decisión estúpida y egoísta. Si piensas que, por culpa de tu lujuria, podrías destruir todo aquello por lo se han esforzado en construir como pareja y sabes que vas a arrepentirte de por vida, debes decirle a tu pareja lo que sientes”.

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.