*


La verdad sobre el spinning

Por Biut y Agencias

“Vamos subiendo una montaña.  Pedaleen fuerte, fuerza, fuerza, al ritmo de la música. Ahora bajamos, saquen toda la carga, rápido, rápido. En este momento andamos por un sendero, pedaleen. Vamos más lento, sientan el viento que roza sus rostros…”.  Con diálogos como éste, los instructores de spinning motivan a los deportistas en gimnasios y centros de fitness de todo el país, en sesiones que duran por lo general 45 minutos y en las que no participan más de 30 personas.

El creciente interés de los últimos años por este deporte aeróbico se explica porque sus múltiples ventajas están a la vista: se puede perder entre 500 y 1.000 calorías en una clase, se tonifican piernas, espalda,  abdomen, brazos y glúteos, mejora la frecuencia cardíaca y disminuye la presión arterial.

Según el Dr. León Raposo, traumatólogo de Vidaintegra, este ejercicio tiene más beneficios, además de los físicos y mentales que entregan todos los deportes. “Es fácil, entretenido, es útil para perder algunos kilitos y ayuda a tonificar”, afirma.

Es importante que sea un instructor quien determine el nivel de complejidad de la actividad y no el propio participante, ya que el entrenamiento se realiza sobre una bicicleta estática, a la que se le puede ir regulando su intensidad según la capacidad de quien la utilice.

Con respecto al tiempo destinado al spinning, Carlos Sandoval, kinesiólogo de Vidaintegra, asegura: “Lo óptimo son de tres a cuatro sesiones de una hora a la semana, y a eso sumarle ejercicios compensatorios del resto del cuerpo, como de columna y de extremidades superiores”.

¿Apto para todos?

Según Sandoval, pueden efectuar esta actividad “todas las personas que tengan una condición física aceptable. Esto quiere decir que no tengan problemas para hacer entrenamientos de mayor intensidad. Quienes no pueden participar son los que tienen riesgo cardiovascular. Individuos con presión arterial alta no controlada, con problemas cardíacos en general, obesidad mórbida, pacientes con dificultades neurológicas y los fumadores, además de los niños, ya que están en proceso de desarrollo”, agrega.

Con respecto a las personas mayores o las embarazadas, el Dr. Raposo explica que si bien estas últimas pueden hacer una vida normal, no es recomendable que realicen este ejercicio. “Normalmente cuando las mujeres están en estado de gravidez se toman un máximo de precauciones en las actividades deportivas. Aunque no está demostrado su riesgo, no se aconseja por precaución”, explica.

Y agrega, “Para los mayores de 50 años es conveniente una evaluación médica para detectar alguna enfermedad de riesgo. Y si presenta alguna debe seguir las instrucciones especializadas, ya que esta práctica es intensa y hay una exigencia cardíaca por sobre lo habitual”.

Consejos para principiantes

Si bien no es necesario ser un deportista experimentado para realizar spinning, sí es útil tener algunas consideraciones si está pensando en practicarlo por primera vez.

Para el kinesiólogo es esencial “ser consciente de nuestra condición física, no esforzarse más de la cuenta y hacer la progresiones de intensidad de forma paulatina en el tiempo”.

Como ocurre con todos los ejercicios de fitness, la constancia y el trabajo progresivo son las claves para conseguir resultados rápidos y más visibles.

También recomienda realizar un calentamiento previo que puede ser en la bicicleta. Eso si, advierte que debe incluir elongaciones de los grupos musculares a participar, especialmente los de extremidades inferiores. “Esto también es bueno realizarlo posterior al ejercicio, ya que  nos ayudará a eliminar los desechos tóxicos que se producen durante éste”.

Por su parte, el traumatólogo sugiere usar ropa apropiada, idealmente ajustada. “La suela de la zapatilla debe ser rígida para mejorar su desempeño, y es primordial  mantener una buena hidratación”.

“Para una persona sedentaria realizar un deporte exigente podría provocar una distensión muscular, pero si lo hacemos de forma sucesiva, el riesgo disminuye. Es conveniente tener cautela con los individuos que tienen factores de riesgo, patologías a la rodilla o con quienes tengan dolores lumbares”, concluye.

Tips para practicalo

  1. Se debe ejercitar de tres a cuatro sesiones de una hora a la semana, y a eso sumarle ejercicios compensatorios del resto del cuerpo, focalizados en la columna y en las extremidades superiores.
  2. Se aconseja que no realicen spinning, sin antes consultarle a su médico, quienes tengan riesgo cardiovascular, presión arterial alta no controlada, los fumadores, quienes tengan problemas cardíacos y obesidad mórbida.
  3. Es fundamental realizar un calentamiento previo y posterior al ejercicio. Debe incluir elongaciones de los grupos musculares que se ejercitarán, especialmente los de las extremidades inferiores.
  4. Usar ropa adecuada, idealmente ajustada y zapatillas de suela rígida para obtener un buen desempeño.
  5. No olvide hidratarse constantemente.

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.