*


acne

Cómo evitar y borrar las marcas de acné

Durante la adolescencia muchos jóvenes sufren de acné, un tema que va más allá de lo estético, ya que muchas veces afecta el autoestima.

Por Javiera Arrate /@javiarrate

Se calcula que hasta el 85% de los adolescentes sufre de acné en distintos grados. Una enfermedad que no sólo causa lesiones en la piel, sino también en su autoestima.

El acné es una infección bacteriana y, por tanto, necesita tratamiento médico. Lo adecuado cuando se tiene acné es acudir al dermatólogo, que recetará el tratamiento más adecuado a cada caso. Que puede ser tópico y, en casos severos, puede ser necesario ingerir medicación contra la infección y un tratamiento facial.

“En la pubertad ocurren cambios vitales, también para la piel. Entre los 14 y 20 años los cambios hormonales provocan una serie de alteraciones en la piel que se caracterizan por una mayor secreción sebácea, desordenes en los folículos pilosebáceos y mayor producción de grasa o sebo, poros dilatados, espinillas y granos, que en algunas personas, pueden llegar a convertirse en acné”, explica la doctora y directora de centro dermoestético Le Ciel, Ylé López.

Antes de que aparezca o se extienda la infección los adolescentes deben seguir unas mínimas normas de higiene y usar cosméticos adecuados a su piel. De hecho, la higiene correcta es lo mejor para evitar llegar a sufrir acné. Pero si ya tenemos una piel con acné, es imprescindible visitar al dermatólogo antes de realizar cualquier tratamiento por nuestra cuenta.

Los cuidados básicos de la piel joven se sustentan en tres puntos: limpieza, tonificación e hidratación. Es en esta edad cuando hay que habituarse a este ritual de belleza, tanto las chicas como los chicos, ya que es la garantía para mantener la salud de la piel toda la vida.

acné, marcas de acné

Pasos para limpiar un rostro con acné

1. Hay que limpiar la cara dos veces al día, mañana y noche, con un limpiador adecuado al tipo de piel. Hay quien prefiere las leches y quien se decanta por cosméticos jabonosos. Da igual, lo importante es que retire la suciedad y el exceso de grasa sin agredir .Conviene insistir en las aletas de la nariz, la barbilla y la frente (la zona T), y no dejar de limpiar el cuello y el escote.

2. Después, hay que aplicar un tónico para completar la limpieza y cerrar los poros. Al secar, conviene hacerlo dando pequeños toques con un pañuelo de papel o la toalla, pero sin restregar. Y no más: una limpieza excesiva puede eliminar las defensas naturales de la piel y producir un rebrote.

3. Por último, es necesario hidratar la piel. Las pieles grasas, propias de esta edad necesitan preparados sin aceite y que señalen en sus envases que no produzcen acné y no son comedogénicos.

Otros cuidados para evitar el acné

1. Evitar los tratamientos agresivos, como exfoliaciones profundas, detergentes con jabón o lociones alcohólicas, ya que resecan la piel en exceso y a la larga solo provocan un efecto de rebote de la grasa. Eso no quiere decir que no se utilicen cosméticos purificantes, exfoliantes, absorbentes o desincrustantes, pero siempre específicos para pieles con acné y nunca si se está sufriendo un brote. también puede aplicarse puntualmente sobre un grano un producto con alcohol, ya que evita la proliferación de bacterias y la inflamación. También se pueden realizar exfoliaciones suaves para eliminar los puntos negros, pero nunca hay que usar un exfoliante sobre un grano.

2. Es importante lavarse bien las manos con jabón antes de limpiarse la cara, no utilizar varias veces una misma esponja sin antes haberla lavado con jabón ni, por supuesto, tocar los granitos, ya que puede extenderse la infección e incluso dejar cicatriz.

3. No abusar del sol, ya que aunque en principio parece secar la piel y eliminar los granos, puede producir un efecto rebote.

4. Es importante lavar el cabello con regularidad y no dejar que caiga sobre el rostro y la espalda, ya que puede contribuir a aumentar la suciedad en estas zonas.

Otro consejo para mantener la piel sana es beber agua y comer variado. Verduras y frutas frescas, sí, pero también carne, pescado y aceite. La piel necesita proteínas y vitaminas para nutrirse, y agua para absorberlas y, a la vez, desintoxicarse por dentro. Y si se quiere tener una buena piel, hay que dormir ocho horas como mínimo, pues en ese momento la piel activa su proceso de recuperación de noche mientras duerme.

Además de seguir estos consejos, la docotora Ylé López, explica que en el centro Le Ciel usan un tratamiento llamado Isolaz, una exclusiva tecnología que combina succión con una luz láser de banda ancha para eliminar el acné, además elimina las marcas, en casos de que sean muy profundas las puede atenuar incluso en un 80%.  Consta de un cabezal que realiza una succión suave consiguiendo que las impurezas, grasas y células muertas asciendan a la superficie de la piel a la vez que acerca los folículos pilosos al dispositivo láser, de esta forma las bacterias causantes del acné son eliminadas.

Acné en adultos: Todo lo que tienes que saber para controlarlo – Biut

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.