*


La historia detrás de OneBook

Por Camila Essus

Con sólo un año en el mercado, OneBook ya se ha instalado como una de las revistas de datos más completa para las adictas del diseño femenino. Los cerebros detrás de la marca Cristóbal Masera y Sebastián García, dos de sus tres socios, lanzan cada cuatro meses, una revista con lo mejor del diseño para encontrar en el gran Santiago. Sin ser diseñadores, ambos concuerdan en que las mujeres tienen que estar lindas para los hombres y por eso saben como ellos quieren que se vean. Así decidieron emprender este negocio.

Hoy los 15000 ejemplares que lanzan por temporada se agotan y, como dicen ellos, esa es la respuesta de que a las mujeres les gusta el producto, más que nada, por el estilo de trabajo que llevan, basado en el buen diseño y calidad. “Que la revista esté bien hecha, de partida es como habla de ti mismo”, dice Cristóbal Mesera, quien además asegura que estar involucrados en todo el proceso les ha ayudado a obtener un producto de mejor calidad.

La confianza está en la mujer

Estar a la moda no solamente implica llevar algo que todo el mundo use, la ropa también tiene que quedar bien puesta y por eso OneBook ha apostado a crear más que un catálogo con ropa de moda. Se ha esforzado porque la mujer se conozca y descubra el estilo que va con su personalidad, “la idea es que la mujer pueda darse cuenta que cosas puede llevar puestas y cuáles no, da lo mismo si esté a la moda”, afirma Sebastián García.

“La seguridad de la mujer habla más que la tendencia que lleve puesta”, señala Sebastián García.

Sobre las tendencias que se vienen Cristóbal y Sebastián creen que lo que primará esta primavera/verano 2011 serán los colores morados, verdes y celestes, además de las flores, que ya se han impuesto como necesarias en el closet de cualquier mujer para resaltar su femineidad.

Nuevos integrantes del mercado

Cada edición la integran marcas que se encuentran en centros comerciales y diseñadores independientes, para los que OneBook ha sido una plataforma y punto de venta para darse a conocer. “Hay marcas que empiezan a contrarrestar y le empiezan a hacer el equilibrio a las marcas grandes, se empiezan a potenciar entre ellas y al mismo tiempo se empiezan a exigir. Hemos sido un medio para apoyarlas y decirles que tienen el potencial para seguir creciendo” asegura Cristóbal Mesera.

Versátil y cercana. Onebook se ha convertido en una guía de datos prácticos para mujeres no sólo de santiago, sino también de regiones, llegando desde Iquique a Puerto Montt.

Con estilo a todas partes…

“Lo que nosotros nos damos cuenta es que Chile tiene un problema que es muy centralizado y la mujer de regiones viene por lo menos una vez a Santiago, y para ella, la eficiencia en el tiempo y de su vida es muy importante” dice Sebastián García. Por eso OneBook ha surgido como una alternativa muy útil para vitrinear sin necesidad de perder tiempo. Y ya tiene sus sectores predilectos.

En la foto: Matías, Sebastían y Cristóbal, socios de OneBook

Providencia se ha convertido como un punto de venta muy activo. Es una zona de trabajo y residencial, en donde la actividad y el hogar convergen. El gran tránsito que la caracteriza ha hecho del lugar un punto de venta y vitrina muy beneficioso para la revista.

Los socios de OneBook creen que lo han logrado y hasta el momento están felices con los resultados. Para ellos la ambición de cualquier negocio es la expansión, y por eso una vez que se potencien dentro de Chile, les gustaría convertirse en exponentes de moda a nivel nacional.

OneBook tiene varios proyectos, entre ellos ampliar su gama de ropa e incluir lugares para comer y seguir impulsando al diseño local. “La revista tiene varias etapas y hay que hacerlo de a poquitito. El producto es bueno, es exitoso pero no por eso hay que ahogarse, sino potenciarlo”.

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.