*


Déjà vu y ausencias equivalen a epilepsia

Por Biut y Agencias

La epilepsia no es una enfermedad en sí, sino un síndrome que se presenta a través de un conjunto de síntomas (lo que siente el paciente) y signos (lo que vemos que le ocurre al paciente).

La mayoría de las personas creen que las convulsiones son un sinónimo de epilepsia, pero éstas se presentan en menos del 25% del total de los diferentes tipos de crisis, las cuales son tantas como lugares tiene el cerebro, y éstas a su vez dependen de en qué parte se generen y cómo se propagan.

Epilepsia es…Una descarga eléctrica cerebral anormal y excesiva, que se repite en el tiempo y una sola crisis no se considera como tal.

Hay dos tipos de crisis: Generalizadas, las cuales afectan a todo el cerebro y las focales, que empiezan en una zona del cerebro y pueden quedarse en la misma o propagarse al resto convirtiéndose en una crisis generalizada. Éstas se presentan más de la mitad de las veces, siendo el “déjà vu” una de ellas.

El 1 a 2% de la población sufre de epilepsia,o presenta algún tipo de crisis epiléptica. Los pacientes que no tienen sus crisis controladas no pueden hacer una vida normal, ya que necesitan estar acompañadas la mayor parte del tiempo.

Este síndrome suele presentarse en los primeros 10 años de vida, duplicándose el riesgo cuando se llega a los 60, básicamente por problemas vasculares cerebrales, degenerativos y otros.

ALGUNOS DATOS

  • El 61% de las causas son sintomáticas, es decir, que la epilepsia es la manifestación clínica de alguna enfermedad que se tiene en el cerebro.
  • La gran mayoría de las causas no se pueden prevenir.
  • El 4% es hereditaria.
  • La Epilepsia no hace distinción de sexo, raza o condición social.
  • En Chile alrededor de 340 mil personas sufren de epilepsia.

Tratamiento

La Liga Internacional contra la Epilepsia reconoce 41 síndromes epilépticos diferentes, cada uno con su propio pronóstico y tratamiento. Aquí presentamos algunos de los procedimientos para controlarla, cuyos indicios son muy positivos: Hoy existen tratamientos efectivos y seguros con fármacos, que pueden controlar totalmente las crisis de por vida, en 2 de cada 3 pacientes.

El primer tratamiento médico para toda persona diagnosticada con epilepsia son los fármacos antiepilépticos, que actúan sobre el cerebro, pero lamentablemente algunos pueden presentar efectos secundarios. Según el Dr. Manuel Campos, Director del Centro de Epilepsia de la Clínica las Condes y de la Comisión Latinoamericana de la ILAE (Liga Internacional contra la Epilepsia),  “hoy existen alrededor de 25 tipos de fármacos antiepilépticos, en que los más antiguos tienen serios efectos psíquicos negativos (somnolencia, baja del rendimiento intelectual, cefalea, etc.)”.

Según Lorena Ríos, Epileptóloga del Centro Avanzado Epilepsia de Clínica Las Condes “Los nuevos tratamientos tienen menos efectos adversos que los utilizados antiguamente. Por ejemplo, no altera los redimientos cognitivos, no produce efectos endocrinos, y en las mujeres  riesgo de ovario poliquisitco y riesgo en el feto se reduce mucho”. 

En Chile y Latinoamérica hoy existe consenso sobre el uso de estos fármacos. Los tratamientos de crisis parciales con Levetiracetam, Carbamazepina y Lamotrigina, tienden a ser los más efectivos y seguros para los pacientes. Por esta razón, s de esperar que en el futuro los afectos colaterales asociados al síndrome sean cada vez menores para el paciente. 

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.
Grupo Copesa