*


Brain 2

Mejora tu memoria: técnicas y hábitos para tener una mente saludable

Mejora tu capacidad de memoria con estos simples trucos que compartió con nosotras un experto y que te ayudarán a recordar cosas que nunca imaginaste.

Por Paulina Breschi / @polabreschi

El cerebro es el órgano más importante de nuestro organismo. No sólo permite el correcto funcionamiento de todos nuestros sistemas, sino que además es el almacenador de todos los recuerdos que habitan en nuestra memoria.

Estuvimos en el Primer Taller sobre la Salud del Cerebro con el cuatro veces campeón de la memoria en Estados Unidos, Nelson Dellis, quién nos entregó prácticos consejos para ejercitar la mente y mantenerla saludable en el tiempo.

memoria

Imagen: gentileza de Pixabay.com

Cuando la abuela de Nelson Dellis murió en el año 2009, producto del Alzhaimer, Nelson cuestionó su estilo de vida y decidió hacer algo para mejorar su memoria. Sintió que el olvido era algo que no estaba dispuesto a vivir. Es por eso que decidió comenzar a entrenar su mente para mejorar su memoria y así se convirtió en el tetracampeón de la memoria en Estados Unidos.

Nelson es capaz de memorizar el orden de un mazo de cartas en 40 segundos aproximadamente, 201 nombres en 15 minutos y 339  dígitos en cinco minutos. ¿Cómo lo logra? Acá te contamos.

EL SECRETO DE DELLIS: VIDA SANA Y EJERCICIO MENTAL

Según Roberto Maturana, Neurólogo de DIPRECA y de la Clínica MEDS, “ejercitar la mente es fundamental para tratar y prevenir el daño que producen los años en el cerebro y que culminan en demencia o Alzhaimer, en el peor de los casos”.

La memotecnia o técnica para memorizar es una de las formas que existen para agilizar nuestro cerebro. “Mucha gente me pregunta si nací con esta habilidad. La respuesta es: No. La empecé a entrenar hace unos 6 años atrás y requiere de mucha práctica”, asegura Dellis.

memoria

Nelson Dellis, cuatro veces campeón de la memoria en Estados Unidos.

Para Nelson, mejorar la salud de la mente requiere de ciertos hábitos. Así como quien va al gimnasio para estar en forma, la mente requiere de un entrenamiento. Y estos son los hábitos que el tetracampeón recomienda:

1. Ejercita tu mente

Para Dellis la práctica y la constancia hace al maestro. Para ser el mejor en lo que se proponga hay que ejercitar, y al igual que los músculos la mente también lo necesita.

2. Come bien

Poder mantener un cerebro saludable va de la mano de tener una alimentación equilibrada y sana. Además, agregar a la dieta alimentos ricos en DHA u Omega3, ayuda a aumentar la capacidad de almacenaje de la memoria.

3. Se social

Según explican Dellis y Maturana, mantenerse activo y socializar ayuda a tener una mente sana y capaz de retener más información. “Involucrarse con tu comunidad es importante”, enfatiza Dellis.

4. Ejercita tu cuerpo

Al igual que la alimentación, hacer ejercicio ayuda al desarrollo cognitivo del cerebro, porque trae consigo múltiples beneficios al organismo, que no sólo son físicos.

TÉCNICA PARA EJERCITAR LA MENTE

Para lograr memorizar muchas cosas en un corto periodo de tiempo no se requiere ser superdotado o algo parecido, sólo se necesita poner atención a esta técnica de memotecnia que ayudará a tu cerebro a almacenar esa información de forma más fácil.

Según explica Dellis, para aprender de memoria números, nombres, listas de palabras o combinación de dígitos, es clave darles un significado personal. Y para lograrlo existen 2 pasos fundamentales. ¡Atención!

memoria

Nelson Dellis, Tetracampeón de la memoria en Estados Unidos, es capaz de memorizar el orden de un mazo de cartas en 40 segundos aproximadamente.

1. Visualización

El cerebro funciona con imágenes y emociones, y para lograr recordar varios conceptos, nombres o dígitos, que muchas veces no tienen relación entre sí, hay que darles a cada uno de éstos vida y color. Según Dellis, “mientras mayor sea la emoción ligada a ese recuerdo, mejor será la capacidad de memorizarlo”.

De esta forma, si en la lista de palabras que debes memorizar se encuentra la palabra Pizza, visualízala dándole un sentido para ti: imagina su olor, forma o incluso ridiculízala. Por ejemplo, “imagina una Pizza muerta, donde la salsa de tomate sea sangre. O relaciona la Pizza con algo que tenga un significado emotivo para ti. Mientras más creativa sea la imagen, será más fácil recordarla”, agrega Dellis.

memoria

Imagen: gentileza de Pixabay.com

2. Almacenar la información

Darle nuestro propio sentido a los conceptos que queremos memorizar a través de imágenes y colores, no es suficiente, pues ahora esa información se debe almacenar. Para esto es es necesario organizar las ideas, pero ¿cómo?

El experto utiliza una técnica que llama “El Método del viaje”, el cual consiste en que elijas mentalmente un lugar conocido para ti, puede ser desde una habitación hasta un parque. Una vez que ya hayas elegido el lugar, debes comenzar a relacionar las imágenes -creadas en el paso anterior- con cada uno de los espacios que componen el lugar elegido. A estos espacios el especialista los llama “puntos ancla”.

De esta forma, cuando quieras recordar una lista de palabras, conceptos o dígitos, deberás acudir mentalmente a los “puntos ancla” donde posicionaste mentalmente las imágenes que creaste para cada palabra, concepto o dígito.

memoria

Imagen: gentileza de Pixabay.com

¿Cómo funciona? Dado que el cerebro tiene una mayor capacidad de recordar algo visual o espacial, lo que se intenta hacer con el primer paso de esta técnica es fortalecer ese recuerdo dándole significado emotivo. Mientras que con el segundo paso, se generan “carpetas espaciales” para almacenar esa información. En el fondo se “adjuntan documentos en una locación de nuestra memoria”, explica Dellis. 

Por lo tanto, mientras más fuerte sea la emoción que relaciones a lo que quieras memorizar, mejor será la capacidad de almacenaje. Y al mismo tiempo, mientras más lugares conozcas, más fuentes de almacenaje tendrás. 

UN EJERCICIO PRÁCTICO

Intenta memorizar una lista de 14 palabras.

1. Dales el sentido que tu quieras a cada una de esas palabras. Recuerda que debes relacionarlas con una imagen que tenga sentido para ti, entre más creativa sea la imagen, mejor.

2. Luego, organízalas mentalmente en grupos de dos palabras.

3. Recorre mentalmente la habitación en la que estés y posiciona cada par de palabras en 7 puntos específicos del lugar, estos serán tus “puntos ancla”.

4. Vuelve a recorrer tu habitación y detente en cada “punto de anclaje”. Y verás que podrás recordar las 14 palabras que dejaste posicionadas en los distintos espacios de la habitación.

 

ANUNCIOS

COMENTAR

Se prohíbe expresamente la reproducción o copia de los contenidos de este sitio sin el expreso consentimiento del Grupo Copesa.